Loading...

La Catedral del

VINO

en México

en el mundo

scroll

down

En 1835 el joven Manuel María González Ángel solía caminar junto a su tío José Ángel y Vargas durante largos paseos por el casco viejo de Jerez, cuando en la ciudad aún se oía el sonido de los cascos de los caballos abriéndose paso por las calles. Manuel María encontró en su Tío Pepe el mejor apoyo para iniciarse en el fascinante negocio del sherry.

 

Por aquellos años, José Ángel, el Tío Pepe, empezaría una selección muy personal de botas con el fin de buscar del vino perfecto.

 

Años después, Manuel María González Ángel bautizó esta solera como “Solera del Tío Pepe”, como aún hoy puede leerse en la inscripción de una de las botas de la andana.

 

Es así como se empieza a forjar la leyenda del fino más famoso de España y el mundo.

 

Animado por el continuo desarrollo de las exportaciones, inició su andadura en el negocio del vino exportando al poco tiempo algunas botas al Reino Unido. Ante el creciente éxito de su empresa, don Manuel María González decidió asociarse con Mr. Robert Blake Byass, su agente en Inglaterra, a quien en una carta escrita en 1836 le mencionaba que intentará vender un vino excepcionalmente pálido que habían elaborado. Además de este vino de fama mundial, González Byass se caracteriza por la elaboración de Brandys de Jerez, como por ejemplo Lepanto que empezó a comercializarse en la década de los cincuenta. En 1863 la antigua sociedad pasó a llamarse González Byass. La familia Byass se retiró del negocio en 1988 y, desde entonces, la bodega pasó al control de los descendientes directos de Manuel María González.

 

 

 

La familia González también ha destacado por su apoyo a la cultura, al arte, a la ciencia y al deporte. Uno de los hijos de Manuel María González Ángel, Pedro Nolasco González de Soto, Marqués de Torresoto, introdujo en España el deporte del Polo y, además, fundó la primera Sociedad de Tiro de pichón y la primera Sociedad de Tenis de España en 1903, instalando una pista de tenis en la propia bodega.”

 

Un hijo de éste, Manuel María González Gordon, Marqués de Bonanza, escribió el libro más importante que se ha editado sobre el mundo del vino de Jerez. Su obra, titulada “Jerez, Xerez, Scheris”, está considerada  en todo el mundo, casi 80 años años después de su primera publicación, como la “Biblia” del jerez.

 

 

A lo largo de su historia, miembros cualificados de la familia González han destacado por su defensa de la naturaleza y el medio ambiente y pertenecen a fundaciones tan importantes como la de Doñana. También están integrados personalmente en multitud de ONGs tales como Lucha contra el Cáncer, Proyecto Hombre o Cruz Roja Española y son Cónsules de países como Italia, Dinamarca y Suecia desde hace varias generaciones.

Actualmente, sigue siendo una bodega familiar presidida por la 5ª generación de la familia González. La familia González ha destacado siempre por su pasión por el mundo del vino, algo que es común en todos ellos, como lo es también su amor a la naturaleza y su apoyo al medio ambiente. El propio fundador, Manuel María González Ángel, fue el primer industrial en España que instaló en sus bodegas la luz eléctrica (Jerez fue, conjuntamente con Haro, en La Rioja, la primera ciudad española que contó con luz eléctrica; y la primera que trajo una línea de agua corriente depurada a sus instalaciones.

Retrato de Manuel María González Ángel, fundador de González Byass

Manuel María González Gordon, Marqués de Bonanza

Cruce de calle Unión y calle Ciegos dentro de la Bodega González Byass

Y la historia continúa escribiéndose...

Familia González con miembros de las Familias Gilbey y Blyth en el año 1883 en la Real Bodega de La Concha

LA FAMILIA DEL VINO

Colaboró intensamente en el primer proyecto de ferrocarril que hubo en España y en multitud de nuevas instalaciones industriales, hasta entonces desconocidas en nuestro país.

 

 

La familia González ha promovido y ayudado desde siempre a la recuperación del Patrimonio Histórico de su Ciudad, Jerez de la Frontera, colaborando en multitud de obras de restauración de su conjunto monumental, tanto civil como eclesiástico. Ejemplo de ello es la creación de la Fundación González Byass, con el fin de preservar el patrimonio documental de su Archivo Histórico, así como la investigación y el estudio de la Cultura del Vino. También lo es la restauración de las propias instalaciones bodegueras que, en la actualidad, son las más visitadas de Europa y que se podrán  recorrer y disfrutar.

 

La pasión de la familia González por el vino le ha llevado no solo a extender la cultura del vino de jerez por todos los rincones del mundo sino a convertirse también en una verdadera familia de bodegas para representar fielmente la diversidad enológica de España. Siguiendo este camino, hace más de 30 años que González Byass ha incorporando bodegas de zonas emblemáticas de España como Bodegas Beronia –en Ollauri, La Rioja-, Cavas Vilarnau –en Sant Sadurní d’Anoia, Barcelona-, Finca Constancia – en Otero, Toledo-, Finca Moncloa –en Arcos de la Frontera, Cádiz- y Viñas del Vero –en el Somontano, Barbastro- son algunos de los ejemplos.

 

 

González Byass de México S.A. de C.V.

Domicilio:

Calle Presa Pabellón no. 38

Colonia Irrigación

Delegación Miguel Hidalgo

México, D.F. C.P. 11500

Disfruta de un consumo responsable